lunes, 19 de marzo de 2012

TU MIRADA

Hay verdades eternas, tu mirada es una de ellas.

Tu mirada abre mi corazón, llena sus aortas de vida y lo colma de alegría. La alegría propia de mirarte y verse mirado por ti.

Tu mirada es un canto de ternura, un sonido melodioso que aprecio, amo y me sumerjo en él. Es un poema corto, pero heroico.

Tu mirada es diferente, se llena de color con lo que le gusta. A veces, se llena de color viéndome. Es un libro sagrado, tal vez litúrgico.

Tu mirada es bellamente hiriente, cuando su foco se sitúa fuera de mí. Es un sentimiento ardiente si está ausente, mortal si está y no es para mí...

Tu mirada me lleva y me trae, me trata como el viento trata a una hoja que el otoño humilló. Es como el aleteo de un pájaro herido, la veo y me deja inerme.

Tu mirada tiene un perfume, como el delicado aroma de las violetas. Es de trazo radical, como la hoja de una planta de alta montaña.

Tu mirada es una mirada que nunca deja de ser, que siempre es y está, porque es una mirada que no depende de condiciones.

Tu mirada siempre pregunta, le encanta descubrir e indagar. Muchas tardes tu mirada pregunta al viento por mí y se queda pendiente de sus ecos.

Tu mirada nunca contesta, porque tu expresión lo dice todo. Muchas veladas tu mirada se esconde del resto del mundo y entonces, yo, camino con la brújula buscándome junto a ti.

Tu mirada es de foco único, suele ver el mundo como un cristal roto, lleno de fracciones. A veces, el reflejo que ese cristal roto le devuelve soy yo reconstruyéndome, soy yo recién pasado por tu mirada, soy yo volviéndola a esperar...

Tu mirada no pone filtros, por eso sé cómo amas. Es una mirada que mezcla el otoño y la esmeralda, que escudriña lo más profundo de mi corazón, que cuenta el secreto más recóndito del verbo amar.

Tu mirada, a veces, no nace en tus ojos, está parida por el corazón.

Y es que hay verdades eternas, como la libertad de tu mirada.

12 comentarios:

Luis Enrique dijo...

La primavera ya ha venido...y nadie sabe como ha sido

Pilar Montero dijo...

Las miradas dicen tanto, a veces más de lo que se pretendía decir...tu mirada es espectacular, es más yo te devolvería este post dedicado a ti, a tu mirada, tu mirada que tanta huella dejó nl las miradas que la recibieron, porque una mirada, para ser vista, requiere de otra mirada que también en su rol de receptora existe,...
Tu mirada en la foto del blog es dulce, invita a leerte

Primitivo Expósito Azabal dijo...

Gracias Luis Enrique por molestarte a pasar por aquí. Y a Pilar Montero decirle que el comentario ha sido muy generoso, tal vez excesivo... Gracias!!!

Laura dijo...

que verdad más cierta, la mirada puede llegar a decir más que las palabras!!
tan bonito como todo lo que escribessss
un besoooo

Pandora dijo...

Qué bonita combinación¡ el recuerdo de tu mirada aderezado con la lectura de tus letras y mi aún presente admiración¡

mm... Delicious¡¡

Primitivo Expósito Azabal dijo...

Muchísimas gracias Laura y Pandora, sois muy, muy amables. Es tremendamente hermoso que tus mensajes se entiendan!! Gracias, de verdad!!

Anónimo dijo...

te sobra soberbia, no aceptas las criticas negativas y te regodeas demasiado en las "belleza" de las palabras...demasiado pedante.
se que borraras este mensaje.no lo puedes evitar, pero tu tranquilo, tienes tus seguidoras que te dirán lo "bueno" que eres.un saludo.

Primitivo Expósito Azabal dijo...

No qué va!! Jamás borraría un comentario negativo, y eso que este no es el foro para hacerlo. Un blog es algo personalísimo, por tanto cómo se te ocurre entrar aquí a sufrir? Por qué no dejas el anonimato? Mi simple existencia te crea un problema enorme, te mata de rabia y de ira. Yo a ti no te odio, ni mucho menos, ese sentimiento conmigo no va. Venga, a que no te identificas? Sé que serás valiente y lo harás. Soy soberbio? Tú crees? Tanto me conoces? Mira, de verdad, no iba a contestar porque esto a mí me sobra, pero es que empiezo a odiar los anonimatos, me parece un acto de cobardía sin igual...

Anónimo dijo...

No es nada personal, es la VERDAD, alguien te lo tenía que decir, aunque sea desde el anonimato, no te vendra mal...la crítica nunca es mala si es constructiva, y si te digo que eres soberbio por algo será, piensalo. como puedes pensar que te tengo envidia si no sabes quien soy?? tan bueno te crees?

kitty dijo...

Perdon por meterme en la conversacion pero no, este no es el lugar adecuado para verter opiniones sobre la persona, me parece oportuno el comentario del autor: no sigas el blog, es d libre acceso y no tiene xk gustar a todos

Primitivo Expósito Azabal dijo...

Jejeje, cómo la traiciona el subconsciente... Dice: "cómo puedes pensar que te tengo envidia?" Quién nombró la envidia. Y sí, me creo muy bueno y soberbio y para mí es un honor lo que mis enemigos piensan de mí. Estamos en la búsqueda de la IP, tranqui... jejeje

Alba dijo...

Como siempre rodeados de valientes , me aburres anónimo enormemente...
Dejas clara tu identidad, las personas como tú no la tienen o lo que es peor les provoca tal vergüenza mostrarla que optan por actuaciones así, son precisamente las que recoge la soberbia que tu mencionas quedándote reflejada como su máxima representación.
Qué tipo de credibilidad se le puede dar a una persona como tú?
A traves de tus míseras, escuetas y cobardes palabras puedo ver desde la distancia tu interior corrompido por la ira, por la indefensión, por la tristeza, por la bajeza, por la frustración y miles de retales enquistados por el tiempo que no supiste hilar en su momento y ahora pretendes remendarlos hacia los demás.
Aquí no se te necesita ni a tí ni a tu fragilidad.
No se puede sentir envidia hacia alguien que está podrido de sentimientos banales que no interesan a nadie.
En primer lugar asegúrate de escribir con fundamento, coherencia, no des lugar a pensar que es un acto infantil cual niño de guardería, me rio yo de tus críticas de todo menos constructivas.
En segundo lugar comienza de una vez a hacerte responsable de tu propia infelicidad sin salpicar a nadie que ya va siendo hora de que te comas tus miserias.
La envidia mencionada sólo por tí es la que te corroe, y hace que te humilles tú mism@.
Miras hacia dentro y te aterra ser así, quieres y no puedes ser como a quien te dirijes , a veces el problema radica en no aceptarse como uno es, me provoca una tristeza enorme la oscuridad de tu interior, porq nunca verá la luz.
Soy Alba pero no estoy de encantada de conocerte